jueves, 8 de octubre de 2009

MARIONETA


Guardá el dolor en cofre de pecho
Ocultá la muñeca imperfecta en rostro de niña

Abrir el telón
Clausurar ojos
Llorar escondida

Tormentosa época conquistó la niñez en mezcla de recuerdos
risa frente al público

Tras bambalinas lágrima esquiva bordea el ojo que late
el insulto sangra envuelto en “te quiero”

En pena ajena el vendaval atemoriza
oscuro amor de puertas afuera

Sin arnés en el abismo
La caída sobre el telón
Desde el fondo irrumpe

Personaje entre papeles y dibujos
actúa la miseria bajo el escenario

Vértigo convulso irrumpe
enajenación de espuma en boca

Librar la manipulación, gobernarse
a pesar del miedo desigual que insulta

Ocultar sentimientos
Llorar escondida
Bajar el telón

Guardá el dolor en cofre de pecho
Ocultá la muñeca imperfecta en rostro de niña


© Vanesa Aldunate

13 comentarios:

emeygriega dijo...

Vanesa: la poesía tiene la virtud de resonar en los lugares más absurdos.
Vengo de hablar con alguien sobre Anne Frank, cuya casa visité, y fue imposible al toparme con tu texto ese recuerdo.

Un beso a la muñeca lastimada que todas llevamos dentro.

Y un abrazo a todas por recordar a Mercedes y por el lazo verde. Compartir letras debe ser compartir ideas, casi que no hay posibilidad en sentido contrario.

meridiana dijo...

emeygriega: que maravilla visitar la casa de Ana y ver de cerca todos esos recuerdos. Imponente se debe sentir su presencia.
Y que decirte sobre las muñecas lastimadas, aquellas que vuelven una y otra vez denotando la imposibilidad de superar.
T agradezco mucho.
Un abrazo
Vanesa Aldunate

hanna dijo...

"oscuro amor de puertas afuera"

abierto el cofre, este poema es registro de dolor

todo el desamparo de la niñez en una escena de marioneta

©Claudia Isabel dijo...

"Guardá el dolor en cofre de pecho
Ocultá la muñeca imperfecta en rostro de niña..."
no es lo que hacemos las mujeres fuertes?

Me encantó pasear por tu blog!
Un abrazo desde La perla de Janis

meridiana dijo...

hanna: también registro de manipulación.

Muchas gracias
Vanesa Aldunate

meridiana dijo...

Claudia Isabel; todos lo hacemos. Somos un niño dolido en algún rincón.
Gracias
Abrazos Meridianos

Vanesa Aldunate

Puto Malo Mas Luddita que nunca dijo...

vane, como buena profe, me alegra de tus avances, pero sobre todo me alegra de tus ganas de escribir y de tu felicidad al hacerlo.

otro tema: se fue la negra sosa y ojala no vuelva mas.

charly, seguis vos!

julieta dijo...

coincido con hanna, toda la fragilidad y el desamparo de la niñez.

y toda la furia y el deseo en tu serie "Para comerte mejor", acá al costado. recomiendo que pasen.

Atados al éxtasis del recuerdo
conviven la gravedad y el quejido
lo ve como entonces
posesivo vibrante tenso

[...]

Mato por tí esa lengua lasciva
derrumbo el sonido de tu piel
entre rejas mi hambre
vibra adversario
aquí termina el paraíso

julieta dijo...

lilián: al fin se estrena Déjame entrar! hermosa historia de amor entre niño y vampira.

besos a las tres!

Luis.A.Quesada dijo...

"Sin arnés en el abismo
La caída sobre el telón
Desde el fondo irrumpe"


así es como emerge lo que tanto tiempo ocultamos, la infancia y sus aristas de dolor y alegría.

saludos

Luis

meridiana dijo...

Puto malo mas luditta que nunca: Gracias Profe!!! por tirar del carro y no dejarme sola!!!
un beso
Vanesa Aldunate

meridiana dijo...

Julieta; lamentablemente el desamparo de la niñez puede ser eterno.

Gracias Juliet por recordar mi serie erótica y furiosa.
T mando un beso enorme

Vanesa Aldunate

meridiana dijo...

Luis;
Dolores que siempre irrumpen de una forma u otra.
La soledad que se siente en la niñez duele toda la vida.

"Sin arnés en el abismo"

Un abrazo grande

Vanesa Aldunate