viernes, 17 de octubre de 2008

ROBO

Foto: Angel Acosta Ortegoza
Silencio
Huyen los recuerdos en busca
de nostalgia para recobrar
Reducen los sentidos
lo pasado sin nombre
que rescata algunos náufragos del aire

De allí al agua de allí la nada

Cuando picotean las palomas en el cielo
el pan de sobras que nos enmudece

Cuando los residuos son su fiesta
olvidamos su gracia

De allí al árbol de allí al corazón ausente

Silencio
Huyen las presas de nuestros ojos
somos sus cautivos moradores
Reducen el dolor del peso penumbroso
roban los recuerdos de la nostalgia recobrada


Vanesa Aldunate

23 comentarios:

Humanoide dijo...

como una cinta de moebius...

Roberto dijo...

En silencio me he quedado para poder capturar mejor la belleza de tu poema...

meridiana dijo...

Humanoide: La propuesta es seguir el camino de la cinta y reposar bajo el estado que nos depare en cada descanso.
Un saludo

Vanesa Aldunate

meridiana dijo...

Roberto: Espero que en presencia de ese silencio hayas podido rescatar algún recuerdo escondido.
Muchas gracias

Un abrazo
Vanesa Aldunate

Basquiat dijo...

este poema es una fiesta del recuerdo y el olvido.
cada vez se me está haciendo mas necesario venir por aqui, un fuerte abrazo.

Pol dijo...

Pero entonces hay que ir a buscarlos, carajo!

Leoncio dijo...

Mujer. Se agradece esta lejana sonrisa que aparece en mi rostro al descubrirle por acá. La puedo poner en mi blog? y no, no es una pregunta. Es que es tan obvio.

Gracias again.


l.

meridiana dijo...

basquiat: Gracias por tus palabras. A veces aquello que quisimos olvidar simplemente vuelve a nosotros.
De una manera o de otra.

Un saludo.
Vanesa Aldunate

meridiana dijo...

Que espera Pol?? Busque esos recuerdos y atrápelos. Eso sí, después no olvide pasar a contar que recordó.

Un beso
Vanesa Aldunate

meridiana dijo...

Leoncio; Me ha dejado Ud. sin palabras.
Me alegro por su sonrisa, siempre es una buena señal.

Un abrazo.
Nos estaremos visitando
Vanesa Aldunate

elgritoahogado dijo...

Muy bello este "Silencio"...me gusta esta duplicidad que resaltas en ese poderoso caballero (al que las monedas no seducen) ese silencio cuasi- violador de la palabra y ese que nos pone a reparo del dolor.

Muy bello
Saludos!

Juan de Dios Chaveto dijo...

la nostalgia recobrada, el tiempo perdido, búsqueda en el agua, en la nada, como plantas de pies que caminan en la superficie y el reflejo, como deslices en la nada a vuelo de pájaro, la vista, el recuerdo, el cuerpo y el tiempo al viento y agujas la piel resabaian la savia de la gracia, de la fiesta y del olvido; nos agolpamos en el tronco ahuecado, en el corazón ausente como dice usted, Vanesa, y nos refugiamos en el silencio al reverso de la luz reflejada.


Muy lindo, muy mucho...

meridiana dijo...

elgritoahogado: El silencio nos pone al reparo pero también nos obliga a encontrarnos con aquello que evitamos ver en la cotidianeidad. Claro está que esto puede salvarnos o hundirnos.

Un saludo
Vanesa Aldunate

meridiana dijo...

juan de dios chaveto; nos agolpamos en el tronco ahuecado, sus palabras son la clave, y en esa búsqueda de-protección acechan algunos mínimos pájaron picoteando nuestras sobras.

Un abrazo
Vanesa Aldunate

La Gata Insomne dijo...

el siléncio es un bálsamo
pobres aquellos que necesitan ruido
para no escucharse


gracias

Vulcano dijo...

Que profundo es el silencio, lleno de melodías para sordos de oído, pero no de corazón. Ese silencio que invita a reescribir cada día nuestra historia.

besos,

Vulcano.

Lord Lavengro dijo...

Quizás no recordamos hechos, pero realmente hay olvido?

Se puede caminar y zigzaguear por elderrotero de la vida, mas en algún minuto el silencio caerá sobre nuestra nostalgia llevándonos al pasado, ese que nos constituye y nos da forma de personas y no meros objetos, demostrándonos que realmente no hay olvido.

Saludos

Lord Lavengro

meridiana dijo...

gata insomne: Gracias, es cierto.
Yo soy capaz de cualquier cosa por un poco de silencio.
Me cuesta encontrarlo y lo añoro.

Un saludo
Vanesa Aldunate

meridiana dijo...

Gracias vulcano: palabras tan exactas como necesarias.
El silencio compañero de nuestro cosmos.
El silencio que vive en cada pensamiento.

Saludos
Vanesa Aldunate

meridiana dijo...

lord lavengro: acaso no es el silencio el único que conoce cada uno de nuestros pensamientos?
Te doy la bienvenida a nuestro espacio.
No estamos visitando

Saludos
Vanesa Aldunate

(j.g.) dijo...

las palomas picotean el cielo que es el mar en el cementerio marino de paul valery. mar arriba también, cielo abismo.
besos.

meridiana dijo...

J.G. sus asociaciones siempre dan para pensar y para releer. Es que su mente no descansa?
Muchas Gracias queda pendiente la relectura ya que en su momento no me había gustado demasiado.
Un beso

Vanesa Aldunate

Cíclopa dijo...

Recuerdos que se dan palmadas y ojos
Y debajo nosotros con todas nuestras metáforas…