miércoles, 26 de noviembre de 2008

URBANIDAD


(Parque Avellaneda - fotos Vanesa Aldunate)


Parque Avellaneda. Espacio de huertas coloquiales. Cascada de barrio cotidiano. Especies autóctonas. Bonsáis en extinción. Resguardo de tren y albedrío entre juncos, potrero y solarium.
El alma antigua junto a la creación. Junto a la proyección y carrera,
natación y mármol: Fresco recreo de verano. Caminata de dieta, atardecer plagado de sol. Infancia de trenes y migas en el pasto. Calesita y tobogán, con sortija de padres estrenándose.

Melancolía del tiempo: hoy te vistes de colores, tan nuestro como antes tu sonido ha cambiado. El idioma desdibuja la fotografía de antaño. Y en el potrero de mi barrio la pelota se esconde en las raíces de ayer. Música del altiplano. El aroma del laurel embriagado de sopas y alcoholes. La calle oscura y terruna.
Extraño la soledad de tus rincones. Por las migas de mi pan, por los boletos del señor de peluca que asustaba niños al regalarles la sortija.
El regazo de tardes ya no aporta tranquilidad.
¿Tendré que buscarte en las mañanas para que me regales pasto renovado de rocío?


©Vanesa Aldunate

23 comentarios:

hanna dijo...

Ayer y hoy. El alma antigua y la música del altiplano. Una fotografía que se desvanece y otra que se ilumina en el amanecer del recuerdo.

Excelente texto, Vanesa. Felicitaciones.

DaliaNegra dijo...

Dejando migas de pan, de algún modo has recuperado el paraíso.
Y yo he paseado por él contigo.Besos***

-Pato- dijo...

Sencillamente melancólico y hermoso.

Un saludo.

La Gata Insomne dijo...

entiendo estos dolores cuando nuestros espacios cambia o acaso seamos nosotroas las que ya no los sentimos igual

me ha encantado tu parque, tengo uno parecido..en la memoria

un besp

Roberto dijo...

Me llevaste de cabeza con tus palabras a ese hermoso parque...mi cuarto huele ahora a hierbabuena y romero...

gracias!
un beso grande

meridiana dijo...

Hanna; es increíble como el pasado puede fundirse con el hoy y llevarnos así a los lugares de siempre a la vez desconocidos.

Muchas gracias

Vanesa Aldunate

meridiana dijo...

Dalia: esas migas en el pasto seguda de la hilera de hormigas que comían de mi pan... es la comunidad de mi parque.

Gracias por tus palabras tiernas

Saludos

Vanesa Aldunate

meridiana dijo...

Pato: gracias... un placer encontrar un comentario tuyo.

Mi cariño
Vanesa Aldunate

meridiana dijo...

Gata insomne: A no dejarlo caer, te ayudo, atemos ese recuerdo para que si cambia siempre podamos regresar.

Inmensos saludos
Vanesa Aldunate

meridiana dijo...

Roberto; que gratas son tus palabras!!! me alegro que lo hayas olido. No olvides el eucaliptus y el laurel

Besos

Vanesa Aldunate

Louise M dijo...

I believed, I believe in you ...


beautiful words, congratulations!

a kiss

Louise

(j.g.) dijo...

Cada lugar de la ciudad va conformando el cuerpo que somos, que cada uno es. Buenos Aires, -glosando a Mandesltam-, aún tienes mis números de teléfono.
Y esa pregunta que vuelve:

¿Puedo llamar o han cambiado el número telefónico de mi pasado?

Marina dijo...

nos apegamos a los parques, a los rincones de nuestra ciudad, a las esquinas, son momentos en qué aparece toda la nostalgia, porque las geografías y las voces cambian, se renueva un ciclo: otros recordarán a esta música del altiplano, a estos aromas de sopa y alcoholes

con igual memoria de un tiempo perdido

un beso

Marina

meridiana dijo...

Louise M. Thank you, thank you.

a kiss

Vanesa Aldunate

meridiana dijo...

J.G.:Cada lugar, mínimo espacio que la mente recorre, exista o no realmente.
Cada palabra que conforme el futuro y nos modifique ha de cambiar nuestro número telefónico momentáneo. Pero siempre hay uno al cual recurrir… aquel conformado por nuestra esencia.

Un abrazo
Vanesa Aldunate

meridiana dijo...

Marina: Es un sino, debemos perdernos en algún olor, recuerdo o sonido. Es esa nostalgia que debemos sentir para poder valorar.

Un saludo
Vanesa Aldunate

Mary Poppins dijo...

Vanesa:
hermoso y nostalgico y claro arboles de mi ninez. Claro que yo tiraba mas por Flores, le deje un comentario de una curiosidad terrible de este Parque Avellaneda en mi blog en el post anterior

Saludos

meridiana dijo...

Mary Poppins: curiosidades del Olimpo. Flores también tiene su encanto. Gracias por ambos comentarios.
Increíble y paradójicamente nos acerca la distancia. Un gran abrazo.

Vanesa Aldunate

Coronel Almodiga Batista dijo...

Los arboles, son como una mescla entre el cielo y la tierra, argumentando millones de años...

no creo que exista nada mas respetable

Basquiat dijo...

los recuerdos buscando sus imágenes, sus sabores, sus aromas para mostrarselas de nuevo al corazón.
besos.

meridiana dijo...

Coronel Almodiga Batista: Así es. Ellos poseen el don de estar tan cerca del cielo y al mismo tiempo arraigados a nuestras cenizas.
Un saludo. Nos estamos visitando
Vanesa Aldunate

meridiana dijo...

El corazón que por momentos siente haber perdido, pero que se reconcilia con el tiempo para recobrar.

Gracias
Vanesa Aldunate

Arha dijo...

las palabras pueden ir sacando velos,
retirando cáscaras
hasta encontrar ese lugar debajo del lugar

bello desandar el de tus palabras