jueves, 31 de mayo de 2007

PETTIT MAL

El mejor de los amantes


En la médula de tus recuerdos cavé con mi osadía
para hacer de ti mi cordero
mi esclava titilante
adormeciendo los músculos de tus sienes.

Gritando silencioso susurrando estoy viniendo.

Juego con tu tiempo
no permito que encuentres el antídoto para
combatir al más fuerte de tus amantes que
dejándote inconsciente penetró cuerpo y espíritu
llegando a desintegrarte.

Sin coxis sin memoria sin color
sin aire sin voz sin sentido
te envuelvo para hacerte mía
solo tres minutos de sacrificio
(vuelto enfermo con nombre sin salud)
te revuelvo quitando tus entrañas
exhalas tu último grito

No amamantes más
No patees más
No me ignores

Siempre estaré allí acechándote para que no me olvides

Solo yo estaré contigo hasta que la muerte nos convulsione separándonos.


Vanesa Aldunate

15 comentarios:

juanaragon dijo...

Ah, pero qué buen poema. Gracias por publicarlo.

Meridiana dijo...

Vanesa, es grato ver que has vuelto, tu "Pettit mal " es de lo mejorcito que he leído ultimamente,
bienvenida pues, "yo estoy esperando que llegue mi tren"...

Lilián

Anónimo dijo...

Felicitaciones!
Este bello texto nos posee, como un amante insaciable

Hanna.

Meridiana dijo...

Gracias por los ánimos, es lo que hace falta, en verdad. Sobretodo cuando hablamos del pettit mal.
Vanesa

Meridiana dijo...

Perdón, no por los anónimos, sino por todos los comentarios.
Perdón, estoy dormida.
Vanesa

(j.g.) dijo...

neil young hablando del petit mal dice "lo peligroso es descubrir cuan a gusto se está en el vacío". están las palabras aún las palabras.

Meridiana dijo...

Muy cierto, maestro zen, su intuición no lo traiciona, una vez más da usted en la tecla. De eso se trata, del vacío y el dolor de saberse ausente y del placer que experimenta el que ha faltado y ha estado, literalmente muerto en ésta dimensión. "La ausencia solo se justifica en Mí por la existencia de la palabra"
Vanesa Aldunate

Meridiana dijo...

Hanna: En verdad no he conocido amante mas insaciable y perseverante que El. Te deja extenuada y sin recuerdos, con una falta de voluntad y memoria desgarradora.
Vanesa Aldunate

Anónimo dijo...

"lo peligroso es descubrir cuan a gusto se está en el vacío
Se está tan a gusto que aterra...
la ausencia es también palabra
palabra del fantasma que habita
ESE castillo.
Vanesa se ausenta aferrándose al borde con los dedos fríos e intenta, siempre se intenta con la palabra.
Bello

Morticia

Anónimo dijo...

A mi me da un poco de cosita... esto de ausentarse por un ratito,
en donde Vanesa?
El poema es muy bueno

El Levitador

Meridiana dijo...

En realidad levitador el poema trata de la epilepsia y del nombre que se le dá en elgunos casos que es "el pettit mal", sé que no está explícito y por eso me gusta el poema. Pero es muy extraño, aterrador y satisfactorio encontrarse allí. Es el deseo del regreso a lo indefinidamente asombroso del abismo. Es horror y misticismo. Alguna otra pregunta? Ahora levitador que sabe de que se trata relea el poema y por favor deme la segunda impresión de la lectura. A la espera
Vanesa Aldunate

Anónimo dijo...

Vanesa, me parecía que el "pettit mal" era el nombre dado a un tipo de epilepsia, la pregunta de " en donde?" sigue vigente.
Aunque tal vez ya la haya contestado en el poema y yo sea un cabezadura insistiendo.

El Levitador

Meridiana dijo...

"en donde" es la dimensión a la que nos dirigimos los epilépticos en el momento del "aura" y del ataque propiamente dicho.
En ese lugar pasa un poco de todo, los sonidos son muy fuertes, el olfato es sumamente sensible, cuando te tocan es como si no tuvieras piel, y se produce como decia un genial escritor "desarreglo de los sentidos" horroroso y placentero. Por eso el comentario de "cuan a gusto se encuentra uno en el vacío" y el peligro que conlleva. Por supuesto pasan infinidad de cosas. Lo que te comento son solo algunas de las que suceden en el "aura", pero los sentimientos son tan ambiguos e indescriptibles que ameritan todo un capítulo en mi vida (mas aún en mi escritura) que no puedo negar.
A disposición de tus comentarios!!
Un Saludo
Vanesa Aldunate

Anónimo dijo...

Disculpe Vanesa, me he demorado un poco en mis comentarios,(tal vez yo también me haya quedado en "algún" lugar) le agradezco toda la explicación y ahora con todo lo que Ud. dice... como le pusieron "Pettit" mal?
no parece nada pequeño lo que describe

El Levitador

Meridiana dijo...

Nunca es tarte, todo sirve.
Pettit mal porque luego que se logra medianamente controlar y se tuvo la suerte de no tener daño cerebral, malas caidas, etc. quedan como residuo pequeñas ausencias que se dan durante el día y eso sería "un mal menor"
Gracias por el interés
Vanesa